La Fundación Caja Rural de Jaén y la Asociación de Familiares de Personas con Alzhéimer y otras demencias de Andújar (AFA Andújar) han suscrito el acuerdo de colaboración entre ambas entidades para el desarrollo de un proyecto centrado en sesiones de rehabilitación para personas afectadas por esta enfermedad y otras demencias.

El gerente de la Fundación, Luis Jesús García-Lomas, ha incidido en la importancia de este tipo de tratamientos para “mejorar la calidad de vida de las personas con alzhéimer, y la de sus familiares, a través del uso de la tecnología, que se ha demostrado como un método eficaz de estimulación capaz de mejorar el funcionamiento cognitivo en personas con demencias”.  

A través de este convenio, el colectivo iliturgitano comenzará a utilizar un programa llamado Neuron Up, que cuenta con más de 10.000 actividades de estimulación cognitiva clasificadas por áreas de intervención, edad de la persona usuaria, idioma y tipo de actividad.

Esta herramienta “nos permite personalizar las actividades para adecuarlas a las características y necesidades de nuestras personas usuarias y aumentar así su motivación y rendimiento”, ha explicado el presidente de AFA Andújar, Antonio Porras.

La iniciativa, que beneficiará a 35 personas de manera directa, posibilitará que las personas usuarias puedan desarrollar su rehabilitación cómodamente desde casa en cualquier momento del día pudiendo mantener su terapia a distancia si están enfermas o de vacaciones.

Este programa posibilitará que las personas participantes puedan detener, en lo posible, la progresión de deterioro cognitivo y funcional; al mismo tiempo que mantienen sus capacidades mentales y su nivel de autonomía, y reducen posibles problemas emocionales.

Rural Solidaria 2024

Esta convocatoria está destinada a impulsar proyectos desarrollados por entidades que trabajan en los ámbitos de la discapacidad, enfermedad crónica y adicciones.

Una línea de colaboración dirigida a las personas que pertenecen a asociaciones que trabajan en los ámbitos anteriormente mencionados y que serán los beneficiarios directos de las intervenciones de los profesionales. Además, los profesionales que trabajan con estos colectivos serán otro de los grupos beneficiados, ya que la mayoría de entidades destinan el importe de las ayudas a sufragar todo o parte de las nóminas o seguros sociales de las personas que intervienen en los proyectos.